Martes 1 de Diciembre de 2020

20.9°

EL TIEMPO EN SAN MARTIN

21 de febrero de 2019

El Vaticano y la cultura de los abusos

Desde este jueves y hasta el domingo, encabezará el encuentro mundial contra la pedofilia.

Por Aldo Godino
 

La "Carta al Pueblo de Dios" de agosto de 2018 y la decisión reciente de despojar del estado clerical a un cardenal, por graves delitos sexuales, evidencia el compromiso del papa

Francisco

con este delicado tema.

Convocado por él mismo, desde este jueves y hasta el domingo se llevará a cabo en el

Vaticano

un encuentro mundial de obispos sobre la protección de menores. En una lamentable "cultura de abusos", se cree que

Francisco

está muy solo en su lucha para erradicarlos. Y, por eso, aunque trate de hacer cambios oportunos, parece que no los hace con la rapidez que la gravedad de los hechos amerita.

Se tratarán tres temas principales: la responsabilidad pastoral y jurídica de los obispos y superiores ante los casos de abuso sexual; la necesidad de transparencia, es decir, que no haya ocultamiento de los casos; y la propuesta de medidas y métodos para prevenir esos actos delictivos, sancionando debidamente a los culpables de abuso sexual de menores.

En cuatro días no se podrá resolver todo, aunque estén convocados los obispos presidentes de las 115 conferencias episcopales del mundo entero, los patriarcas de las

Iglesia

s Orientales Católicas y los encargados de algunos organismos del

Vaticano

. Pero se necesita una respuesta "completa y comunitaria" frente al escándalo de los abusos, porque, mientras esta no se produzca, "no solo no lograremos curar a las víctimas-supervivientes de los abusos, sino que la credibilidad de la

Iglesia

para llevar a cabo la misión de Cristo estará en peligro en todo el mundo
", decía la invitación.

Mirando hacia el pasado nunca será suficiente lo que se haga para pedir perdón y buscar reparar el daño causado. Mirando hacia el futuro nunca será poco todo lo que se haga para generar una cultura capaz de evitar las situaciones e impedir que sean encubiertas. Urge reafirmar un compromiso serio, como el de Jesús, frente a cualquier vulnerabilidad.

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!